50 años de FORAN en continua reinvención - Diciembre 2014 - No. 48 /Al día

“Con AUTOPLAK hemos quintuplicado nuestra rutina de siembra”

La doctora Antonia Andreu con AUTOPLAK.

La doctora Antonia Andreu con AUTOPLAK.

El laboratorio de Microbiología del Hospital del Vall d’Hebron, en Barcelona, lleva más de un año utilizando AUTOPLAK, el sistema de inoculación y sembrado automático de muestras para el cultivo de placas Petri desarrollado por NTE Healthcare. Hablamos con la doctora Antonia Andreu, responsable de Automatización del laboratorio de Microbiología de este centro, sobre los resultados obtenidos hasta la fecha por el sistema.

Desde su entrada en operación, ¿cómo valora el funcionamiento de AUTOPLAK en el laboratorio?

Antonia Andreu: AUTOPLAK es un equipo que se ha adaptado a nuestros procesos perfectamente y con mucha facilidad, lo que nos ha permitido aumentar la productividad del proceso de siembra de muestras clínicas que llegan al laboratorio y reducir los espacios dedicados a la misma.

¿Cuál es la principal ventaja de haber introducido este sistema?

A.A.: Sin duda, la estandarización de los procesos de siembra, la reproducibilidad de los resultados y la perfecta trazabilidad que se obtiene. Gracias a la automatización, parte del personal del laboratorio ha quedado liberada de la realización de tareas tediosas y repetitivas, para poder dedicarse a labores de mayor valor añadido.

¿Cuántas muestras procesaban antes y cuántas procesan ahora, con la adquisición de AUTOPLAK?

A.A.: La incorporación de AUTOPLAK ha posibilitado en gran parte la integración de los laboratorios de Asistencia Primaria de Manso y Bon Pastor de Barcelona con el del Hospital Vall d’Hebron. Con ello hemos pasado de procesar 2.160 urocultivos al mes, a superar los 10.300. Con esta fusión sembramos también 1.180 coprocultivos mensuales y 2.500 muestras genitales.

¿Hay alguna otra función del laboratorio de microbiología susceptible de ser automatizada en AUTOPLAK?

A.A.: La función de siembra e inoculación que realiza AUTOPLAK representa solo la primera etapa del procesado de las muestras que se realizan en el laboratorio de microbiología. Otras tareas que hoy en día se llevan a cabo de forma manual y que parecen susceptibles de ser automatizadas serían la incubación y el visionado de placas, además de la inoculación en medio Mueller-Hinton y la colocación de discos de antibiótico para la realización del antibiograma por el método de disco-difusión. Me consta que NTE Healthcare está trabajando en esta línea.

SENER, a través de su marca NTE Healthcare, ha suscrito un acuerdo marco de colaboración con el hospital universitario Vall d’Hebrón para desarrollar conjuntamente proyectos de mejora de equipos y sistemas de bioingeniería.



Autoplak

Galería

La doctora con AUTOPLAK en el laboratorio de microbiología de Vall d’Hebron. Sistema AUTOPLAK.

Copyright SENER 2020